Israel expropia a los palestinos para crear ‘zonas militares cerradas’ y luego estas se convierten en asentamientos judíos

Nasuh Nazal

Fuente: 99 per cent of military zones used for colonies, Gulf News, 9/12/2014

Un manifestante palestino hace el signo de la victoria delante de soldados israelíes en el curso de una protesta contra la construcción de colonias judías en el valle del Jordán. (Foto: AFP / Abás Momani)

Una información publicada en el diario israelí Haaretz dice que el régimen sionista ha estado utilizando zonas militares en Jericó y el valle del Jordán para expandir las colonias y los asentamientos ilegales. Haaretz confirmó que el 99 por ciento de las tierras del estado ha sido utilizado para colonizar Cisjordania, tanto construyendo nuevas colonias y asentamientos, como expandiendo los existentes.

El diario dice que la administración civil israelí ha destinado en los últimos años 3.500 hectáreas de tierras actualmente calificadas como zonas militares para construir colonias.

Las fuerzas de ocupación israelíes utilizan las áreas expropiadas para realizar maniobras militares, prohibiendo el acceso de los palestinos a las mismas.

Desde los años 70 del siglo pasado, Israel ha expropiado más de un millón de dunums (más de 100.000 hectáreas) de tierras palestinas de Jericó y el valle del Jordán para supuestos fines militares.

El régimen israelí impide a los palestinos construir en el Área C de Cisjordania, donde se encuentran las zonas militares, y derriba las construcciones que los palestinos levantan en la misma. Además, los palestinos tienen prohibido cultivar sus propias tierras y pastorear sus rebaños en esas áreas.

“Más de 6.000 colonos se han trasladado a más de 36 colonias y asentamientos en las áreas de Jericó y el valle del Jordán”, dice Mayed al Fitiani, gobernador de esta región.

La Autoridad Palestina ha desmentido que Israel expropie esas tierras por “razones de seguridad”. Las confiscaciones están motivadas por intereses económicos y la expansión colonial y no tiene nada que ver con la seguridad”, añadió Al Fitiani.

El gobernador dijo, también, que las colonias judías de Jericó y el valle del Jordán obtienen más de 600 millones de dólares de beneficios en empresas agrícolas y más aún gracias al turismo en el Mar Muerto, cosmética y empresas sanitarias. “Con la existencia de estas colonias, Israel puede controlar el agua subterránea de toda la región”, dijo.

Traducción: Javier Villate (@bouleusis)