Paz, propaganda y la tierra prometida

ARNULBA PALESTINA — “Paz, propaganda y la tierra prometida” es un documental norteamericano que analiza cómo reflejan los “medios de información” la situación en Palestina, que lo he enlazado desde Google Vídeos.

El documental está en inglés y subtitulado en castellano y tiene algo más de una hora de duración. Merece la pena verlo porque pone de manifiesto la manipulación de los medios, la propaganda antipalestina y las políticas de miedo que aplican los sionistas al periodismo internacional.

Sus creadores lo resumen de la siguiente forma:

“Paz, Propaganda y la Tierra Prometida: Los Medios de comunicación estadounidenses y el conflicto israelo-palestino” proporciona una llamativa comparación de la cobertura periodística de EEUU y los medios internacionales sobre la crisis en el Medio Oriente; se concentra la atención en las deformaciones cuán estructurales en el alcance al cual EE.UU. ha reforzado las percepciones falsas del conflicto israelí palestino. (sic)

Este documental esencialmente expone cómo los intereses de la política exterior de la élite de la política americana (el petróleo, y una necesidad de tener una base militar segura en la región, entre otros) trabajan en combinación con las estrategias de relaciones públicas israelíes para ejercitar una influencia poderosa sobre cómo son informadas las noticias de la región.

Con las voces de eruditos, de críticos de los medios, de pacifistas, de figuras religiosas y de expertos en Oriente Medio, “Paz, Propaganda y la Tierra Prometida” analiza con cuidado y explica cómo la ocupación israelí de Cisjordania y Gaza queda escondida en las noticias que dan los medios, mientras que la colonización israelí de los territorios ocupados parece ser una operación defensiva antes que una ofensiva.

El documental explora también las maneras que los periodistas de EEUU, por razones que van desde la intimidación a una falta de investigación completa, han llegado a ser cómplices al llevar a cabo la campaña de relaciones publicas de Israel. Como núcleo, el documental formula preguntas acerca de la moralidad y el papel del periodismo, y de la relación entre medios y política.