Socialismo de guildas

El socialismo de guildas o socialismo gremial es un tipo de socialismo lamentablemente olvidado y que sería bueno recuperar. De carácter casi exclusivamente británico, floreció en los primeros años del siglo XX bajo la inspiración de G. D. H. Cole.

Extrayendo lecciones de las “guildas”, asociaciones gremiales medievales cuyos miembros participaban en la determinación de muchos aspectos de su profesión, el socialismo de guildas (guild socialism) tiene unos cuantos puntos de contacto con el anarquismo, especialmente en su vertiente anarcosindicalista. La idea de las guildas tiene, de hecho, un gran parecido con la autogestión.

Hoy en día, algunos locos aislados están intentando recuperar y modernizar el socialismo de guildas con resultados realmente atractivos. Lean, si no, Guild Socialism Reconsidered, de Roger A. McCain.

En este texto destacan varias ideas centrales: autonomía y democracia (autogestión) en la empresa; federaciones de empresas; participación de las organizaciones de los consumidores; abolición del trabajo asalariado; reducción progresiva del poder del estado, siendo sus funciones progresivamente adoptadas por las guildas, las federaciones industriales y las redes de consumidores. Hay aquí, pues, mucho Proudhon y mucho Landauer, consciente o inconscientemente.

Les dejo con Socialismo de guildas, de Pamela D. Toler.